Inicio Sobre ICP Historia

Historia

El Instituto Clodomiro Picado lleva su nombre como homenaje al trabajo pionero de un destacado científico costarricense, benemérito de la Patria, el Dr. Clodomiro Picado Twight (1887-1944). El Dr. Picado no solo se interesó por los estudios biológicos de las serpientes, sino que se preocupó especialmente por la situación de muchos campesinos que perdían su vida o quedaban gravemente lesionados luego de ser mordidos por serpientes venenosas. Como resultado de su trabajo, en 1926 se promulgó la Ley #13, conocida como " Ley de Defensa contra el ofidismo", la cual establece la obligación del Estado Costarricense de velar por la salud de los ciudadanos en relación con este serio problema de salud pública.

El Dr. Picado, quien trabajó en el Hospital San Juan de Dios en Costa Rica, desarrolló una importante labor pionera en el estudio de las serpientes y sus venenos, durante las décadas de 1920 y 1930. Además, promovió la importación de sueros antiofídicos de Brasil, cuyo uso demostró la eficacia de este producto inmunobiológico en el tratamiento de esta patología. El dinamismo científico que generó el Dr. Picado en torno a este grave problema de salud pública, constituyó la base científica y social que, varias décadas después, influyó indudablemente en la creación del instituto Clodomiro Picado.

En la década de 1960, se dio un importante esfuerzo interinstitucional en Costa Rica, mediante la participación del Ministerio de Salubridad y la Universidad de Costa Rica, con la colaboración de la Embajada de los Estados Unidos de Norteamérica. Este esfuerzo se centró alrededor de lo que se denominó "Programa de sueros antiofídicos", cuyo objetivo principal era la producción de sueros antiofídicos en Costa Rica. En este empeño debe destacarse la labor de los doctores Alvaro Aguilar Peralta, Ministro de Salubridad, Herschel Flowers; Róger Bolaños Herrera y Pedro Vieto Asch, los dos últimos profesores de la Facultad de Microbiología de la Universidad de Costa Rica. El éxito del programa y los excelentes resultados clínicos obtenidos con el uso de estos antivenenos en Costa Rica, plantearon la necesidad de fundar un instituto para darle seguimiento a este esfuerzo nacional. Es así como el 13 de abril de 1970 se creó el Instituto Clodomiro Picado, ubicado en Dulce Nombre de Coronado, en San José, Costa Rica; su primer Director fue el Dr. Róger Bolaños Herrera, destacado científico y gestor, quien había participado activamente en los primeros esfuerzos para producir antivenenos en el país. Posteriormente, en el año 1972, mediante un convenio firmado entre la Universidad de Costa Rica y el Ministerio de Salud, el Instituto Clodomiro Picado pasó a la jurisdicción de este centro de enseñanza superior, como una unidad de investigación adscrita a la Facultad de Microbiología, con una concepción de desarrollo científico-tecnológico que ha estado presente desde sus orígenes.

A lo largo de su trayectoria, el Instituto ha ido consolidando sus diferentes líneas de acción, mediante un proceso de crecimiento cualitativo y cuantitativo guiado por los principios que sirvieron de base a su creación.

La Dirección del Instituto Clodomiro Picado ha estado a cargo de los siguientes académicos y académicas universitarios:

  • Dr. Róger Bolaños Herrera
  • Dr. Luis Cerdas Fallas
  • Dr. José María Gutiérrez Gutiérrez
  • Dr. Gustavo Rojas Céspedes
  • Dra. Yamileth Angulo Ugalde
  • Dr. Alberto Alape Girón